jueves, 6 de noviembre de 2008

RETIRO ESPIRITUAL

Carta asociada con los signos de Leo/Piscis; y el Sol/Neptuno.

Pérdida del ego; contemplación; negación de la identidad; poca notoriedad; menosprecio de la realización; crisis existencial; sensación de nada.

El problema es que ha llegado un momento que la persona piensa que nada tiene sentido, está deprimido y sin motivos para luchar. Siente que su vida está vacía de contenido y ni siquiera acierta a comprender porqué. En esos días oscuros donde la ilusión y la esperanza se van, siente el peso de los hechos y circunstancias que lo hacen entrar en un escenario donde todo es deprimente y negativo. Piensa que no tiene posibilidades, entonces la soledad se hace cada vez más densa y siente que las luces se han ido apagando. Su mundo es gris, sin color.
No debe perder energía, usted tiene su carga emocional, ya no puede manejar la situación que se le ha escapado de las manos, todo está a la deriva, siente impotencia por no poder hacer nada, y menos encontrar una solución. Está lejos de poder con coherencia remediar lo que está desgastado. Siente que su destino es incierto, como barco que no llega a ningún puerto, o marineros que se han cansado de navegar. Como el otoño, donde los caminos están llenos de hojas muertas, que son barridas por un viento de soledad.
Su mente está confundida, no sabe qué hacer, es necesario, un impasse , un tiempo de recogimiento en sí mismo, meditar, aquietar la mente, no querer resolver todo al instante, lo mejor es tomarse un período de tiempo, abstenerse de tomar ninguna acción pues puede no ser un buen momento.
La sugerencia es el relax, poner en orden sus ideas y esperar que la situación de un giro favorable, donde poder retomar las riendas de su vida. Puede ser que en un momento parezca todo perdido, pero cuando cambie el ciclo, las aguas volverán a su cauce. No tomar decisiones apresuradas, pues en éste momento el hado no es favorable.
Casi siempre las soluciones dependen más del consultante, que del mundo exterior, usted está en un momento disonante, que es posible que cambie, que se revierta la situación, pero solo lo logrará con un paciente, ordenado e inteligente trabajo interior, donde usted pueda al fin ver la realidad y deje de tomar una posición poco favorable para sus intereses y su vida espiritual.
Tiene los medios inteligentes que le permiten adaptarse, recobrando la fe interna. la inspiración artística y la sublimación espiritual. Todo es posible, el 98 % del éxito depende de usted.
Tómese sus tiempos, medite, no deje que su energía se disperse,concentre su mente en sus objetivos, en sus sueños y con mucha fe logrará salir adelante. Piense que lo que le sucede ahora no es para siempre, es solo un período de tiempo. Piense que los ciclos se alternan yan yin yan yin el eterno devenir.
En el futuro confíe en sus recursos internos, para que le guien y protejan en sus futuras decisiones. Madure. Aprenda a enfrentar la realidad y no se deje llevar por sus sentimentalismos que lo desvían de su verdadero camino. Teme a los desafíos porque duda de sus capacidades pues no confía en sí mismo. Animo, y adelante!!!